jueves, 23 de septiembre de 2010

Obama pide a Israel que extienda el veto a los asentamientos



El presidente norteamericano, Barack Obama, se volvió ayer a subir a la tribunal del plenario de la Asamblea General. Pero, esta vez para intervenir en el debate de Naciones Unidas en este semana ministerial, aunque cada año son más jefes de Estado y Gobierno los que realizan los discursos en vez de sus ministros como se hacía tradicionalmente.

Durante su intervención, el presidente demócrata pidió a Israel una extensión de la moratoria sobre la construcción de nuevos asentamientos en Cisjordania, cuyo plazo expira el 26 de septiembre. Obama ha solicitado a israelíes y palestinos que no dejen escapar la posibilidad de llegar a un acuerdo de paz tras años de conflicto.

El líder norteamericano destacó que «si esta vez no dejamos que el terror, o la turbulencia, o los gestos para la galería, o el politiqueo se interpongan, podremos contar con un acuerdo que lleve a un nuevo miembro de la ONU, un Estado palestino que viva en paz con Israel». Barack Obama ha hecho del conflicto de Oriente Medio una de sus prioridades en política internacional desde que llegó a la Casa Blanca. Siempre ha destacado que no entiende que se haya extendido durante décadas. «Se verterá más sangre. Esta Tierra Santa continuará como un símbolo de nuestras diferencias, en vez de nuestra humanidad común», indicó el presidente norteamericano desde el plenario de Naciones Unidas, que ha reunido a más de 150 reyes, jefes de Estado y Gobierno en Nueva York. Pero, Obama quiere compromisos por parte del resto de Estados árabes para que «presten una mayor asistencia a los palestinos para que puedan crear las instituciones de su futuro Estado, y para que no intenten socavar la seguridad de Israel». En esta línea incluyó en su discurso una clara advertencia, que despejó cualquier duda sobre los que quieren ver o crear grietas entre las relaciones de israelíes y estadounidenses: «Cualquier esfuerzo por poner en duda la legitimidad de la existencia de Israel se encontrará con la oposición inquebrantable de Estados Unidos».

Barack Obama no sólo dedicó sus palabras al conflicto de Oriente Medio sino que también encontró tiempo para abordar la guerra de Afganistán, la recuperación de la economía mundial, el programa nuclear de la República Islámica de Irán o el retiro de tropas de combate norteamericanas de Irak.

Agencias

Comparte en Redes sociales

Las claves se entregan por correo debes estar inscrito en youtube

Obama pide a Israel que extienda el veto a los asentamientos
4/ 5
Oleh