El Gobierno chileno entregó hoy a sus familiares los restos de Egidio Enrique París y Héctor Ricardo Pincheira, asesores de Salvador Allende, desaparecidos tras ser arrestados en el Palacio de la Moneda el 11 de septiembre de 1973, cuando tuvo lugar el golpe militar en Chile.

El director del Servicio Médico Legal (SML), Patricio Bustos, siguió con el proceso iniciado este viernes con la entrega de los restos de cuatro miembros de la seguridad personal del entonces presidente Salvador Allende (1970-1973), que se conoció como “GAP” (Grupo de Amigos Personales).

Estos desaparecidos forman parte del grupo de cerca de 40 personas, la mayoría de ellas asesores y miembros de la seguridad personal de Allende, que fueron arrestadas en el palacio presidencial el día del golpe de Estado encabezado por el general Augusto Pinochet.

Los fragmentos óseos, de entre uno y dos centímetros, fueron encontrados en 2001 en el recinto militar Fuerte Arteaga, a unos 40 kilómetros al noreste de Santiago, hasta donde fueron trasladados los miembros del “GAP” tras ser detenidos en La Moneda y donde fueron ejecutados el 13 de septiembre de 1973.

Los cuerpos fueron después arrojados a un pozo seco de unos diez metros de profundidad, que luego dinamitaron para cubrir los cadáveres.

El hallazgo forma parte de los restos que no alcanzaron a ser removidos por la operación conocida como “Retiro de Televisores”, por la que centenares de asesinados por la dictadura fueron desenterrados, echados en sacos y lanzados al mar a finales de 1978, por orden del dictador Augusto Pinochet.

La identificación de los restos, que corresponden a pequeños trozos de huesos, piezas dentales y textiles, fue hecha con la colaboración del laboratorio de genética de Innsbruck, en Austria.

Agencias

Culmina entrega de restos óseos identificados del Fuerte Arteaga


El Gobierno chileno entregó hoy a sus familiares los restos de Egidio Enrique París y Héctor Ricardo Pincheira, asesores de Salvador Allende, desaparecidos tras ser arrestados en el Palacio de la Moneda el 11 de septiembre de 1973, cuando tuvo lugar el golpe militar en Chile.

El director del Servicio Médico Legal (SML), Patricio Bustos, siguió con el proceso iniciado este viernes con la entrega de los restos de cuatro miembros de la seguridad personal del entonces presidente Salvador Allende (1970-1973), que se conoció como “GAP” (Grupo de Amigos Personales).

Estos desaparecidos forman parte del grupo de cerca de 40 personas, la mayoría de ellas asesores y miembros de la seguridad personal de Allende, que fueron arrestadas en el palacio presidencial el día del golpe de Estado encabezado por el general Augusto Pinochet.

Los fragmentos óseos, de entre uno y dos centímetros, fueron encontrados en 2001 en el recinto militar Fuerte Arteaga, a unos 40 kilómetros al noreste de Santiago, hasta donde fueron trasladados los miembros del “GAP” tras ser detenidos en La Moneda y donde fueron ejecutados el 13 de septiembre de 1973.

Los cuerpos fueron después arrojados a un pozo seco de unos diez metros de profundidad, que luego dinamitaron para cubrir los cadáveres.

El hallazgo forma parte de los restos que no alcanzaron a ser removidos por la operación conocida como “Retiro de Televisores”, por la que centenares de asesinados por la dictadura fueron desenterrados, echados en sacos y lanzados al mar a finales de 1978, por orden del dictador Augusto Pinochet.

La identificación de los restos, que corresponden a pequeños trozos de huesos, piezas dentales y textiles, fue hecha con la colaboración del laboratorio de genética de Innsbruck, en Austria.

Agencias